Síndrome del intestino irritable: tés y zumos que mejoran tu salud

Para aminorar los efectos del colon irritable, debemos beber mucha agua, evitar las bebidas alcohólicas y el tabaco, y eliminar de nuestra dieta los alimentos grasos y fritos.

El síndrome del intestino irritable (también conocido como síndrome del intestino irritable) es una afección digestiva que afecta a muchas más personas de lo que piensas.

Afecta en gran medida a la vida diaria de quienes la padecen. Produce dolor abdominal y malestar físico general, puede causar diarrea crónica y, lo peor de todo, hay una alta probabilidad de que se convierta en una enfermedad crónica con la que tenemos que aprender a convivir.

Naturalmente, tener una dieta adecuada y adecuada puede disminuir los efectos del síndrome del intestino irritable.

Pero antes que nada, nos gustaría explicarte los síntomas de esta enfermedad. Es así como podemos brindarte algunos ejemplos de jugos e infusiones que puedes utilizar para limpiar tus intestinos de forma natural. Pero, por supuesto, eso es una vez que tenga un buen diagnóstico de su médico y una receta a seguir.

Siempre tenga presente la importancia de consultar a su médico ante cualquier síntoma . Realmente solo podemos darle consejos sobre cómo mejorar su rutina diaria, pero el consejo de su médico es lo primero.

Síntomas del síndrome del intestino irritable

  • Pérdida de peso (pero no en todos los casos).
  • Sangre en las heces (pero tampoco en todos los casos).
  • Dolor abdominal, malestar general y gases que suelen desaparecer una vez que vas al baño.
  • Una sensación de evacuación incompleta de los intestinos.
  • Alternancia de diarrea y estreñimiento.

Debemos recalcar una vez más que si experimenta alguno de estos síntomas, debe consultar directamente a su médico . Hay personas que tienen miedo de pensar que pueden tener cáncer y este pánico en realidad puede empeorar la enfermedad. Estar al tanto de cualquier enfermedad o dolencia es un gran paso para tu salud, así que no pierdas esta oportunidad.

Recomendado  Cuatro tés de hierbas para una piel más joven

Jugos saludables para intestinos irritados

Zumo regulador de la flora intestinal: manzana y salvado de trigo.

Licúa o exprime dos manzanas hasta que estén líquidas, agrega una cucharada de salvado de trigo. Beber inmediatamente y repetir tres veces por semana.

Jugo de manzana, pera y mango para el estreñimiento.

Retire las pepitas y la piel del mango, lave la manzana y las peras y mezcle en una licuadora (puede incluir la piel de manzana y pera). Este jugo es un desayuno maravilloso.

Jugo de zanahoria

Las zanahorias son un regulador ideal del sistema digestivo, tanto para el estreñimiento como para la diarrea. Se deshacen de los calambres y reducen los gases que se forman en el intestino.

Para hacer este jugo fácil, simplemente puede tomar dos zanahorias (lavadas) y tirarlas en la licuadora, mezclándolas con un poco de agua una vez que estén completamente mezcladas. Este jugo es perfecto antes de las comidas.

Jugo de pera

Además de ser absolutamente deliciosas, las peras tienen un alto contenido de pectina y agua, lo que puede proporcionar los máximos beneficios para los movimientos intestinales normales. Una pera lavada mezclada con agua hace una bebida realmente deliciosa. No es necesario pelar la pera, ya que muchos de los nutrientes beneficiosos de la fruta se encuentran en la cáscara.

Jugo de arándanos

Esta fruta tiene increíbles beneficios para los sistemas digestivo y urinario. Y no olvidemos sus incomparables efectos sobre los intestinos: protege el intestino y evita que las toxinas se adhieran a él, evitando así también el crecimiento de la bacteria Helicobacter pylori.

Recomendado  Cómo hacer un helado saludable

Tés saludables para un intestino irritado

Té de semillas de hinojo

El hinojo estimula el sistema digestivo, lo que ayuda a reducir los calambres y, al mismo tiempo, elimina la hinchazón y las flatulencias abdominales.

Agregue media cucharada de semillas a una taza de agua hirviendo y deje reposar unos minutos antes de beber.

Té de menta

Este es refrescante y alivia los espasmos abdominales. Para prepararlo, solo necesitas echar una cucharada de menta fresca en una taza de agua hirviendo y dejar reposar.

Té de bálsamo de limón

Además de calmar los nervios, el toronjil ayuda al proceso digestivo. También elimina las náuseas y la formación de gases y ayuda a la absorción de los alimentos del intestino.

Para este, querrás tomar el té todas las tardes. Es perfectamente simple y también ayudará a eliminar la posibilidad de diarrea. Todo lo que tiene que hacer es agregar una cucharada de hojas secas a una taza de agua hirviendo y dejar reposar durante unos minutos antes de beber.

Recuerda que cuando se trata del síndrome del intestino irritable, debes beber mucha agua y evitar alimentos que puedan afectar tu sensible sistema digestivo. Esto incluye alimentos ricos en grasas, muchos condimentos o alimentos picantes. Y también frituras y lácteos con mucha nata o alto contenido en grasas. También debe evitar las bebidas alcohólicas y los productos del tabaco.

Si bien puede ser una condición complicada de tratar, aún puedes disminuir sus efectos y disfrutar de una mejor calidad de vida cuidando tu cuerpo con tu dieta.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up